International Ministries

Un Poema en Memoria de Mi Abuelito

March 23, 2011 Journal
Join-the-network.sm Tweet

 

Un Poema en Memoria de mi Abuelito

El Dr. Gustavo Parajón, nuestro papá, falleció repentinamente de un ataque al corazón la mañana del domingo 13 de marzo, 2011.  Muchos lo conocieron en el ámbito público como un hombre quien trabajó incansablemente por la paz y justicia para el pueblo de Nicaragua, pastoreó, inspiró y enseñó a muchos hacia el vivir vidas de servicio a los demás y fundó organizaciones para servir a los pobres.  En el hogar nuestra familia lo conoció simplemente como Papi, Grandpy o Abuelito.  Siempre estuvo allí cuando lo necesitábamos, siempre se preocupó por sus nietos e hijos siempre preguntando como estábamos y en que nos podía ayudar.

Su profunda fe y la esperanza de un mundo en paz le llevaban a siempre estar al dia con los sucesos en Nicaragua y el mundo. Siempre buscó ayudarnos a entender el mundo mejor, enviándonos artículos nacionales e internacionales que encontró interesantes y después preguntándonos nuestra opinión y enseñándonos lo que él había aprendido de su propias experiencias en la reconciliación y mediación en la guerra, a la luz de la Biblia. 

A nuestros niños les encantaban recibirlo con abrazos y correr hasta él para dárselos, e irse en el auto con él a su casa. 

Siempre usó de camisa las guayaberas tipicas Nicaraguenses con cuatro bolsillos delanteros.  Decía que le gustaban porque en ellos ponía todo lo que necesitaba - su agenda, el celular, lapiceros y regalitos para los niños.

 

Quisiéramos compartirles un poemita escrito por su nietecita Cristina, el cual leyó en el culto memorial en la Primera Iglesia Bautista de Managua. Capta el espíritu de servicio y generosidad que nuestro padre siempre manifestó con las personas. Aunque nos hace ya mucha falta por no tenerlo físicamente con nosotros, celebramos su vida y estamos muy agradecidos por las oraciones y muestras de amor y solidaridad recibidas de muchas personas en estos dias.

David y Laura Parajón

Managua, Nicaragua

Las Guayaberas de Mi Abuelito

 

Mi abuelito, como muchos conocen,
Le gustaba andar de guayabera.
Y como saben las guayaberas

 Pues tienen muchos bolsillos

Y a mi abuelito le encantaban
esos bolsillos en que ponía
tantas cosas agradecidas

De ellas sacaba
Llaves para el carro
Globos para niños
Lapiceros para dibujar
y esos lapiceros multicolor
Un pañuelo para soplar
Cuando tristes, queríamos llorar

Pero creo la razón
Que a mi abuelito
Le gustaban tantos los bolsillos
Era que, en su corazón
Él tenía muchos bolsillos también

Y colocaba a cada persona
En un bolsillo en su corazón


Y por su ejemplo tan amoroso

Le fui a preguntar

Como podría yo 
hacer bolsillos en mi corazón.
Leyendo la Biblia - contestó -
Escuchando a Dios,
Tratando de entender a los demás.

Y así nos enseñó
como hacer bolsillos
en el corazón


Y muchos pusieron a mi abuelito
En un bolsillo todo suyo
Y cuando viajó al paraíso
Muy triste nos sentimos
Que ese bolsillo quedó vacío

Pero ahora ya entiendo
Que los bolsillos
Nunca se vacían
Y mi abuelito,
El que me hacía papas en la mañana,
El que me cantó Pio Pio,
El que me enseñó a tener paz,
Y el que me enseñó a hacer bolsillos
Nunca se irá de la guayabera de mi corazón, Jamás.

 

Cristina Parajón

15 de marzo, 2011


 

Si desea contribuir a los ministerios puede enviar su donación a AMOS Health and Hope, 3088 Haberlein Rd., Gibsonia, PA 15044-8232.  Attn: Rev. Tim Spring, Board Secretary.  Favor indicar el destino de su donación, si desea dirigirla hacia AMOS, CEPAD, o la Primera Iglesia Bautista de Managua.